Boletín
El 29 de diciembre de este año, el público de Viena podrá asistir en el Casino Baumgarten al estreno de la versión de dos horas de duración de la ópera 'La Cenicienta' de Alma Deutscher, una niña inglesa de tan sólo 11 años, producida por una asociación austríaca dedicada a los jóvenes talentos. Dirigida por Zubin Mehta, la obra contará con la participación de la compositora tocando el piano y el violín. 'Cenicienta' tendrá funciones además el 30 de diciembre y el 4 y 5 de enero de 2017. Deutscher ha participado estos días en los ensayos en Viena, acompañando a los solistas al piano.
 
La 'Cenicienta' de Deutscher tiene como marco un teatro de ópera que la madrastra dirige tras la muerte del padre de Cenicienta. La heroína es una joven compositora que regala una melodía a su príncipe, un poeta. Las dos hermanastras son unas divas pretenciosas sin talento que se creen las mejores cantantes del mundo. La acción se sitúa en Transilvania, un país imaginario habitado por músicos también imaginarios como Antonin Yellowskin. Cenicienta canta en el baile uno de los poemas del príncipe al que ha puesto música, y huye antes de la medianoche. El príncipe busca en el reino la melodía que oyó pero que no puede recordar bien. El enigma que plantea la obra es si triunfarán la música y la poesía al final.
 
Alma Elizabeth Deutscher (Oxford, 2005) es una compositora, pianista y violinista inglesa. Empezó a tocar el piano con dos años, y el violín a los tres. A los cuatro ya improvisaba en el piano y a los cinco comenzó a escribir sus composiciones. A los seis años compuso su primera sonata para piano. A los siete años finalizó su primera ópera 'El barrendero de sueños'. A los nueve estrenó su concierto para violín y orquesta interpretado por ella misma. A los 10 completó su segunda ópera, 'La Cenicienta' que se estrenó en una versión para orquesta de cámara en Israel y que se interpretará con gran orquesta en Viena en diciembre de este año, bajo la dirección de Zubin Mehta. Para inspirarse agita en el aire su cuerda de saltar y mientras lo hace se cuenta a sí misma historias.
 
Alma, hija de padre israelí y madre inglesa aficionados a la música, se educa en casa con su hermana Helen y recibe clases de piano y violín de los maestros de la Escuela Yehudi Menuhin de Surrey, donde vive con su familia. También estudia improvisación con Tobias Cramm, un músico residente en Suiza, a través de Skype. La artista ha actuado como solista con la Orquesta Filarmónica de Israel , la Oviedo Filarmonía, la Orquesta Sinfónica de Jerusalén , y la Welsh National Opera Orchestra. Ha ofrecido recitales en distintos países europeos, en Japón, Uruguay e Israel. Se dio a conocer a finales de 2012, cuando el actor Stephen Fry, un conocido de la familia, vio uno de sus vídeos en YouTube y anunció a sus 10 millones de seguidores de Twitter que era "sencillamente alucinante", al tiempo que se preguntaba: "¿un nuevo Mozart?".
 

Menu